Blogia
Tus amigos

Primero de Mayo en Pinar del Río

Primero de Mayo en Pinar del Río

Mientras en la Plaza de la Revolución José Martí, de la capital cubana, Salvador Valdés Mesa, líder del movimiento sindical, ratificaba la determinación de continuar por el camino trazado por Fidel, hacia un socialismo cada vez más justo, humano y eficiente, más de 400 000 trabajadores pinareños y sus familiares desfilaban por las calles principales de sus respectivos pueblos.

Y como continuidad del poema, del poeta nacional Nicolás Guillén, tenemos lo que teníamos que tener: un país, que como diría Salvador “Crece y se fortalece el prestigio de Cuba en la arena internacional. Así lo demuestra el respaldo a nuestra lucha contra el bloqueo en Naciones Unidas, el reconocimiento a la colaboración solidaria de miles de compatriotas en decenas de países y nuestra contribución al proceso de integración regional, en particular la Alternativa Bolivariana para las Américas”.

Es verdad que faltan cosas por hacer y que el bloqueo en parte lo limita, pero 50 años de esfuerzo, sacrificio y lucha permiten allanar el camino para reforzar nuestras conquistas, que como se expresara en la alocución:”En la producción y los servicios se obtienen modestos avances, incluido los programas sociales priorizados, aún cuando resta mucho por hacer en estos campos”.

Y para que los hipercríticos entiendan la transparencia de la Revolución vean como nuestros cuadros, en este caso el representante del movimiento reconoce ante el mundo que “Los cubanos tenemos por delante importantes desafíos. El primero nace de nuestras propias insatisfacciones, de lo que nos resta hacer por el desarrollo del país en beneficio de todos. Están definidas insuficiencias y debilidades, y precisado el derrotero de nuestras acciones…”

Pero hay certeza, desde el Cabo San Antonio hasta la Punta de Maisí, que “Sólo el esfuerzo creador de nuestros trabajadores manuales e intelectuales puede asegurar el bienestar material y espiritual a que legítimamente aspiramos. La palabra de orden es consagrarnos al deber con disciplina y organización, firmemente unido bajo la dirección del Partido”.

Los que esperaban transición ahí la tienen, no hay mejor muestra que un primero de mayo en Cuba: hay una transición hacia cambios más revolucionarios, más radicales y más socialistas. Si lo dudan que se asomen a los sitios web cubanos hoy o al canal Cubavisión Internacional. Podrán ver algo.

Ramón Brizuela Roque

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres